Solicite cita: 910273362

info@fisioclinicgalapagar.com

Noticia

¿Por qué duelen los esguinces después de meses?

Miercoles, 31 de Octubre del 2018

 

¿Por qué sigue doliendo un esguince después de meses?

 

Un esguince es una distensión de los ligamentos que sostienen el tobillo, producida por un movimiento brusco de torsión, generalmente de fuera hacia dentro que daña los ligamentos de la parte lateral externa del tobillo. Si bien es cierto que también, aunque en menor medida se pueden producir esguinces por una torsión de dentro hacia afuera y que dañaría los ligamentos de la cara interna del tobillo.

Según el nivel de distensión y de daño en los tejidos existen 3 grados, el más grave puede llegar a provocar rotura de uno o varios ligamentos.

Normalmente con una buena y temprana rehabilitación, siempre con ejercicio activo, el tobillo consigue curarse en apenas una semana. No obstante, hay casos en los que el daño y/o dolor permanecen durante largos periodos de tiempo. Hasta ahora no se entendía la razón de que esto fuera así, pues aparentemente las pruebas demostraban que los ligamentos habían sanado y estaban íntegros.

Los anatomistas han trabajado duro para poder explicar qué es lo que provoca ese dolor a largo plazo que además genera descompensaciones en el resto de cadenas musculares. En sus disecciones los Científicos de la Universidad de Barcelona han descubierto un nuevo ligamento en el tobillo que cambia por completo el concepto anatómico que teníamos de esta articulación.

Los investigadores han descubierto una novedosa estructura anatómica del tobillo de los seres humanos. Son nuevas fibras que hasta ahora se habían descartado en las disecciones. Estas fibras realmente corresponden a un ligamento propio ahora denominado como el complejo ligamentoso fibulotalocalcáneo lateral (LFTCL, en inglés). Los resultados han sido publicados en la revista científica Knee Surgery, Sports Traumatology, Arthroscopy, y cambian la composición de nuestra articulación, además de demostrar por qué los esguinces de tobillo siguen doliendo después de meses o años desde la primera vez que nos lesionamos.

 

Anteriormente, los ligamentos del tobillo se dividían en dos grandes grupos: el ligamento colateral lateral (en la parte lateral de la articulación y se compone por tres ligamentos independientes), y el ligamento colateral medial o ligamento deltoideo.

Los investigadores que han hecho el hallazgo son los profesores de Medicina de la Universidad de Barcelona Jordi Vega, Francisco Malagelada, M. Cristina Manzanares y Miquel Dalmau.

 

Dalmau ha explicado ha explicado que “esta falta de explicación fue la clave para cambiar el modo de abordar la disección de los ligamentos, y entonces nos dimos cuenta de que unas fibras de conexión entre ligamentos eran eliminadas de forma habitual porque se pensaba que no formaban parte del ligamento”.

 

Al realizar la disección de la cápsula articular del tobillo, los científicos han podido identificar por primera vez un componente intraarticular del ligamento talofibular anterior, según informa Efe. Es decir, este ligamento estaría formado por dos fascículos, uno superior y uno inferior, dentro y fuera de la articulación.

“Este hallazgo nos hace pensar que el comportamiento después de una lesión será similar al de otros ligamentos intraarticulares, como el ligamento cruzado anterior de la rodilla, que no son capaces de cicatrizar por sí solos cuando se rompen, lo que hace que la articulación quede inestable y requiera en muchos casos una intervención quirúrgica”, ha explicado Dalmau.

 

Esta es la razón por la cual los esguinces siguen doliendo después de meses incluso años de haberlos lesionado.

 

 

Volver